Países que prohíben las apuestas deportivas por ley: ¿cuáles son?

Que apostar es ilegal en muchos países es algo bien sabido por quienes conocen un poco el mundillo de las apuestas deportivas. Los juegos de azar y las apuestas no están permitidos en todos los países y, aunque en Occidente parece muy común poder apostar tranquilamente en cualquier casa de apuestas o a través de Internet, no en todos los rincones del planeta existe tal libertad.

Para evitar sustos en tus futuras visitas a extranjero, hemos preparado un breve recopilatorio con algunos de los países más importantes del mundo cuyas leyes prohíben expresamente las apuestas deportivas y los juegos de azar.

Países donde las apuestas deportivas están prohibidas

Aquí tienes un listado con algunos de los países en los que bajo ningún concepto deberías pensar ir si lo que quieres es dedicarte a las apuestas:

Qatar



Empezamos con un país de plena actualidad. Además de acoger el Mundial de fútbol y de copar titulares por las cuestionables condiciones en las que se ha sacado adelante toda la infraestructura para la celebración del evento, Qatar es también conocida por sus majestuosos edificios y sus restrictivas leyes en cuanto a libertades.

Eso incluye las apuestas deportivas y es considerado el país más inflexible, porque no solo se prohíben las apuestas deportivas sino todo tipo de juegos: loterías, casinos… Como suele ocurrir, la prohibición despierta el interés de muchos y existen muchos fans de las apuestas deportivas que buscan vacíos legales para usar una VPN y hacer ilocalizable su conexión.

Corea del Norte



El país más hermético del mundo es conocido por sus excentricidades militares, por las deplorables condiciones de vida de sus ciudadanos y por contar con una legislación que prohíbe cosas tan absurdas como llevar el mismo peinado que el Líder Supremo.

Al lado de esas normas, que esté prohibido apostar parece algo sin importancia, aunque los turistas sí pueden hacerlo siempre y cuando estén acompañados durante todo el trayecto. En toda Corea del Norte solo hay un casino y está ubicado en la capital, Pyongyang.

Líbano



Es un caso parecido al de Corea del Norte, ya que su legislación prohíbe expresamente cualquier juego de azar, pero el gobierno permite que se realicen apuestas si estas tienen lugar en un casino en concreto, el Casino du Liban, ubicado en Jounieh. 

Algo que también es común en Líbano es llevar a los aficionados en barco mar adentro, donde pueden apostar debido al efecto que eso tiene sobre las legislaciones de los países y su aplicación, que quedan suspendidas cuando un ciudadano se encuentra en aguas internacionales.

Japón



En muchos aspectos, Japón es considerado un país avanzado. Sin embargo, hasta hace bien poco, las apuestas estaban prohibidas (a excepción de los Pachinko, permitidos por tradición cultural).

Poco a poco, los nipones han ido creando normativas más laxas y se han ido permitiendo algunos juegos de apuestas en espacios concretos, como hoteles, casinos o incluso salas de eventos. Pero nada de apostar online, eso por ahora lo tienen claro.

Arabia Saudí


La aplicación de la Sharía impide permitir cualquier tipo de juego de azar, y eso incluye a las apuestas deportivas, tanto físicas como online. La ley musulmana restringe muchos de los principios fundamentales de la libertad y los derechos humanos, pero tiene tanto peso que su aplicación no se discute.

Hasta ahora, no se ha conocido ningún caso en el que se haya perseguido a apostadores online, aunque sí es cierto que existen grupos de las autoridades que se dedican a chequear y monitorizar el tráfico en webs susceptibles de ofrecer estos servicios.

Los apostadores y los organizadores de estos sitios web se pueden enfrentar a una pena de prisión de seis meses, cuando no ser castigados físicamente.

Chipre


Lo de Chipre resulta bastante chocante, porque es miembro de la Unión Europea y la normativa comunitaria ha apostado por la regulación de los juegos de azar y las apuestas deportivas. Sin embargo, Chipre, aunque no las condena del todo, sí deja claro en sus leyes que es algo punible e ilegal.

Solo se permiten excepcionalmente apuestas en el Melco Cyprus Resort, y últimamente se ha consolidado la idea de permitir las apuestas deportivas; no así el resto de juegos de azar, que quedan prohibidos en todas sus modalidades en línea.

Singapur


El caso de Singapur es digno de estudio, porque sus leyes prohíben apostar en lugares privados si se carece de un permiso especial para ello, pero las apuestas deportivas se pueden realizar en espacios concretos y en locales que cuenten con la aprobación del gobierno.

Lo que nos hace levantar la ceja es que Singapur es de los países que más dinero genera por las apuestas deportivas. O bien deberían dejar de aplicar prohibiciones para regular todo ese flujo de dinero, o se hace la vista muy gorda para facturar semejante cantidad de beneficios en el sector.

Brunéi


Cualquier tipo de apuesta está totalmente prohibida en el Estado de Brunéi. Aunque su código penal no es demasiado específico, se persigue sin dudarlo a quienes hayan realizado apuestas en Internet y cualquier actividad relacionada está penalizada. Es de los países que más estrictamente aplica la ley musulmana.

Camboya



Apostar es ilegal en Camboya, tanto en espacios digitales como en casas de apuestas o casinos físicos. Ahora bien, los ciudadanos tienen la oportunidad de jugar a la lotería si lo desean, siempre que sea una de las cinco promovidas por el propio gobierno.

Los turistas sí tienen permitido acudir a casinos y realizar apuestas deportivas. Al fin y al cabo, es una fuente de ingresos adicional para las arcas públicas.

Emiratos Árabes Unidos



El código 414 de su código penal establece que cualquier ciudadano cuya participación en juegos de azar pueda probarse, recibirá un castigo de hasta dos años de prisión. Las apuestas deportivas están bajo un exhaustivo control del gobierno, que regula con mil ojos la red para prevenir que se lleven a cabo estas actividades.

¿Por qué se mantiene la prohibición sobre las apuestas deportivas?

Todas las prohibiciones en lo relativo a las apuestas deportivas tienen un mismo denominador común: la aplicación de leyes (sobre todo la Sharía) que interfieren en las libertades individuales y en los derechos humanos. Eso hace que cualquier actividad relacionada con los juegos de azar o las apuestas deportivas estén prohibidas, mal vistas o se regulen con mano de hierro.

En países donde el sentido de la moral tiene tanto peso en la vida política y social, se asocian las apuestas deportivas y los juegos de azar con un estilo de vida ligero y dado al onanismo, de modo que se aplican duras penas en muchos casos para quienes se consideren “descarriados” de la ley musulmana.

Su prohibición nada tiene que ver con el intento de combatir hábitos irresponsables de juego, para lo que sería necesario una regulación que no limitara las libertades de los usuarios, pero sí abogara por la creación de un espacio seguro que fomentase la participación sin riesgos de los aficionados.

También te puede interesar

La combinada más extraodinaria ya está aquí

¡Prueba nuestra Nostramus semanal! ¿Quieres hacerte millonario? Acompáñanos en nuestra aventura millonario por solo un euro. Participar es fácil solo tienes que apostar con las cuotas que hemos sel...

Liga sueca de fútbol en nuestros tips

A las 19:00 J-Södra se enfrentará a Djurgården en el Stadsparksvallen donde preveo un juego espectacular que traerá bastantes goles. Los de Jonkopings Sodra se encuentran en una situación delicada...

La combinada apocalíptica está de vuelta

¡La emoción del fútbol está a tu alcance!Descubre la combinada imparable de Nostradamus en LaLiga EA Sports y Premier League, con las cuotas más emocionantes y selecciones únicas. Exclusivamente en...

Salas

Versus +18 | Publicidad | Juego responsable
Luckia +18 | Publicidad | Juego responsable
Betway +18 | Publicidad | Juego responsable
Betsson +18 | Publicidad | Juego responsable